martes, 2 de mayo de 2017

Chevrolet Nomad 1957















Aunque dentro de los autos americanos los tipo "Station Wagon", Vagoneta o Guayín como aquí les decimos, ya tenían muchos años en el mercado a una escala relativamente moderada, no fue hasta que apareció la Chevrolet Nomad que el público las deseara mas por su belleza que por su utilidad, refiriéndome en especial a las 55 al 57 o de 1a. generación y de 3 puertas.  Esto, resultado de sus similitudes con el exitoso Chevrolet Belair de esos mismos años. Sin embargo, el éxito para la Nomad no fue el mismo ni el esperado como con el Belair.  Para 1958 se le descontinuó dándole entrada a la siguiente generación basada esta vez en la plataforma del Chevrolet Impala. 
Pero su legado perdura y aun es muy querida, hay numerosas versiones concepto y no oficiales de otros autos  icónicos al mismo modo, o sea vagoneta de 3 puertas.
Y hoy para nuestros días es ahora un gran e infaltable clásico.



Arriba: Chevrolet Nomad 1957 a escala 1:18 de Road Signatures


10 comentarios:

  1. Idealny kolor dla tego auta Ci się trafił :)
    Pozdrowienia

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Zgadzam się z Tobą. Zwłaszcza dla tego samochodu.
      Pozdrowienia

      Eliminar
  2. Pues no me extraña que a las gentes de entonces les gustase, aun hoy en día es un automóvil precioso. Sobre todo me gustó mucho el detalle de la puerta trasera, con esas baguetas cromadas.

    La miniatura es un lujo, felicidades por ella!

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Antonio.
      Si. Esas baquetitas son muy peculiares así como las franjas moldeadas de lado a lado en el techo que supongo son para darle rigidez al mismo.

      Saludos !!

      Eliminar
  3. es increìble còmo algunas marcas o diseños llegan "para quedarse".
    se instalan en el inconsciente colectivo y generan su propio nicho, una clase exclusiva para ellos mismos.
    el Nomad es un buen ejemplo, todavìa recuerdo uno de los primeros prototipos (hoy los llamarìamos "concept", sobre la base de un corvette.
    hermosa la nomad verde de road signature!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y bien lo dices porque de hecho la idea original se dió en el Corvette por Harley Earl pero se concretó con la Nomad por decisión de la compañía y pienso que fue mejor porque creo que de haberla hecho con el Corvette le habría matado su espíritu deportivo desde el principio, siendo ahora visto como un auto raro mas del pasado y no como un bello clásico. O sea, que definitavemente fue mejor así para los dos, el Corvette y el Belair que finalmente derivó a la Nomad.

      Saludos Gaucho !!

      Eliminar
  4. Es una sorpresa interesante , porque pensaba que solo los alemanes y brasileños tenían apego por estas break de tres puertas , con gran parecido a un vehículo fúnebre.
    En general , todos los autos estadounidenses , especialmente los de esa época , me parecen un lamentable desperdicio de material , horas/hombre y horas/máquina . Afortunadamente las miniaturas como esta, en sus juegos de texturas y detalles , los redimen y vuelven agradables a la vista.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y también a los australianos les gustaban mucho.
      Todos los autos americanos de esa época eran un derroche y excesos de todo pero hay que recordar que eso era parte del sueño americano de entonces.
      Y si siguen siendo agradables a la vista, pero a mi me aterra ahora pensar en el mantenimiento y conservación de uno de estos autos gigantes. Lo viví en propio cuando tuve mi muy querido Grand Marquis 84 por poco mas de 16 años.. y le tuve que dejar ir.

      Saludos Pablo !!

      Eliminar
  5. Me gusta mucho este Chevrolet Nomad Eddie; además, esa parte trasera parece lista para albergar el ataúd del finado, ajaj!
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y si parece especial para eso aunque no lo sea; solo hay que pintarle de negro!

      Saludos !!

      Eliminar

Auto Galeria 1:18 eddie agradece tu comentario